plagasdeinsectos.com.

plagasdeinsectos.com.

¿Cómo evitar la propagación del zika a través de los mosquitos?

¿Qué es el zika?

El virus del zika es una infección viral transmitida por mosquitos que se identificó por primera vez en primates en 1947 y en humanos en 1952 en Uganda y Tanzania. El virus del zika se propagó desde África hacia el sudeste asiático, las islas del Pacífico y las Américas. El zika se transmite por la picadura de un mosquito Aedes infectado, el mismo tipo que transmite el dengue y la fiebre amarilla.

Síntomas del zika

La mayoría de las personas infectadas con el virus del zika no presentan síntomas o solo experimentan síntomas leves y no necesitan tratamiento. Los síntomas comunes incluyen fiebre, sarpullido, dolor de cabeza, dolor muscular y de las articulaciones, conjuntivitis (ojos rojos) y malestar general. Estos síntomas suelen durar varios días a una semana.

En algunos casos raros, el zika puede causar complicaciones graves, incluyendo la microcefalia en el feto de mujeres embarazadas infectadas, así como el síndrome de Guillain-Barré, una enfermedad nerviosa rara pero potencialmente mortal.

Prevención de la infección por zika

No hay vacunas o medicamentos específicos disponibles para prevenir o tratar la infección por zika. La mejor forma de prevenir la infección es evitar la exposición a los mosquitos Aedes. Los esfuerzos de prevención deben centrarse en controlar la población de mosquitos y reducir la exposición a los mosquitos.

Control de mosquitos

Hay varias medidas que se pueden tomar para controlar la población de mosquitos y reducir la exposición a los mosquitos infectados con el virus del zika.

  • Elimina cualquier posible criadero de mosquitos: los mosquitos Aedes prefieren poner sus huevos en agua estancada, por lo que cualquier contenedor con agua estancada, como platos o cubetas, puede ser un criadero potencial.
  • Limpia regularmente los canales de drenaje: deje que el agua corra en las tuberías y deshágase de los desechos de los drenajes. Los mosquitos Aedes pueden colocar sus huevos en áreas húmedas y mal ventiladas.
  • Ponte repelente de insectos: utilice un repelente de insectos que contenga DEET u otro ingrediente activo aprobado por la EPA. Aplícalo en la piel expuesta y en la ropa.
  • Vístete apropiadamente: lleva ropa que cubra la mayor parte del cuerpo, como camisas de manga larga y pantalones largos, para reducir la exposición de la piel a los mosquitos.
  • Instala mallas en las ventanas y puertas: las mallas pueden evitar que los mosquitos entren en la casa.

Control de la propagación del zika

Además del control de los mosquitos, hay otras medidas que pueden ayudar a reducir la propagación del virus del zika.

  • Evita viajar a áreas afectadas: si es posible, evita viajar a áreas donde el virus del zika es frecuente.
  • Mantén una buena higiene: lávate las manos con frecuencia y evita compartir objetos personales como cepillos de dientes y maquinillas de afeitar.
  • Evita las relaciones sexuales sin protección: el virus del zika puede transmitirse sexualmente, por lo que es importante usar protección si tienes relaciones sexuales con alguien que puede estar infectado o si has viajado recientemente a un área afectada.
  • Si estás embarazada, toma medidas adicionales para protegerte: habla con tu médico acerca de cómo protegerte de la infección por zika y hazte pruebas de detección si has viajado a áreas donde hay propagación activa.
  • Si estás enfermo con el zika, toma medidas para prevenir la propagación: evita ser picado por mosquitos y evita el contacto sexual durante al menos seis meses después de tener síntomas.

Conclusión

El virus del zika puede tener graves consecuencias para la salud, incluyendo la microcefalia en los recién nacidos y el síndrome de Guillain-Barré. La mejor manera de prevenir la infección es evitar la exposición a los mosquitos infectados y tomar medidas para controlar la población de mosquitos. También se deben tomar medidas adicionales, como evitar viajar a áreas afectadas y practicar relaciones sexuales seguras, especialmente si estás embarazada o si eres un posible portador del virus.

Al controlar la propagación de los mosquitos y tomar medidas para prevenir la infección, podemos reducir la propagación del virus del zika y proteger nuestra salud y la de nuestros seres queridos.